¬ŅCu√°ndo me amar√°n? (2004) rese√Īa de la pel√≠cula

El conde ofrece una introducci√≥n. Ford habla de dinero. El dinero no es problema. El conde es un hombre de mundo, culto, con gusto pero sin escr√ļpulos. Nunca cometer√≠a el error de sugerir que se cambiar√≠a dinero por sexo. Utiliza el lenguaje tranquilizador del dinero como regalo o homenaje o simplemente como gesto, como si Vera se mereciera su dinero por ser una persona tan hermosa.

Ford le lanza la idea a Vera, tras una escena en la que tienen sexo apasionado; Vera tuvo una vez sexo espontáneo con una novia y es una criatura muy sensual. Empezamos a comprender por qué se siente atraída por Ford, por qué incluso lo ama, por qué le divierte la audacia de su discurso al mundo. Pero Ford es pobre y necesita dinero, y presiona demasiado de la manera equivocada.

Vera accede a conocer al conde, tanto para su propia diversi√≥n como para cualquier otra cosa. R√°pidamente aumenta el precio de conversaci√≥n de $ 100,000 a $ 1 mill√≥n, dos sumas insignificantes para el recuento. Ella descubre que Ford, como intermediario, la iba a enga√Īar por su parte. Ella est√° lidiando con un hombre que quiere venderla y otro que quiere comprarla, y ninguno de los dos entiende dos cosas: (1) le ofende que la compren y vendan, y (2) no necesita el dinero.

Toback comenz√≥ como escritor (¬ęThe Gambler¬Ľ) antes de escribir y dirigir pel√≠culas como ¬ęFingers¬Ľ y ¬ęBlack and White¬Ľ y escribir ¬ęBugsy¬Ľ para Warren Beatty. En su trabajo y en su vida, disfruta del riesgo, ama los juegos de azar, ama a las mujeres y ya ha tratado de captar tantos en un corto per√≠odo de tiempo que la difunta revista Spy public√≥ un gr√°fico desplegable de cuatro p√°ginas del que acert√≥. sobre lo que les dijo y c√≥mo marc√≥. Hay un poco de Ford en su personaje, pero tambi√©n un poco de Vera y el Conde, especialmente en su deleite en la negociaci√≥n verbal.

La pieza central de la pel√≠cula es una larga escena entre Vera y el Conde, mientras discuten la cantidad de dinero y por qu√© se paga. Vera es muy espec√≠fico sobre el dinero y el Conde es cort√©smente vago sobre qu√© espera exactamente de √©l, hasta que Vera deja en claro que es probable que el Conde est√© contento con el resultado. Es posible que Vera hiciera el trato, no por $ 1 mill√≥n, sino por el peligro, la emoci√≥n y la osad√≠a de negociar por el mill√≥n de d√≥lares y luego cumplir; el conde no es joven, pero es pulcro, elegante, sofisticado y probablemente en buena compa√Ī√≠a: en la cena, ya sabes, y en la √≥pera, y lo que quiere decir cuando menciona la cena y la √≥pera.

Deja un comentario