Necesitamos hablar de Kevin (2012) reseña de la película

El error sería desarmar la película e intentar reconectar las piezas en orden cronológico. La esposa y madre, Eva (Tilda Swinton), estaba tan abrumada por la desesperación que su vida existe en su mente al mismo tiempo. No hay modelo. Nada tiene sentido. Ella ni siquiera estå realmente en el centro de eso; esta posición la ocupa su hijo, Kevin, quien es un sådico instintivo con la habilidad de saber exactamente cómo lastimarla, rechazarla, engañarla y sangrar su alma. Kevin le hace cosas a Eva en esta película que son tan crueles que un demonio maligno parece estar miråndola directamente.

Que la película funcione de manera tan brillante es un homenaje en gran parte a los actores. Kevin se ve a los tres años. Cuando era un bebé y un niño pequeño, tenía cólicos, era irritante y pondría a prueba la paciencia de un santo. Entre 6 y 8 años, interpretado por Jasper Newell, es un pequeño monstruo inteligente que mira a Eva con malicia, le ensucia los pantalones deliberadamente y la empuja con tanta furia que le rompe el brazo. En cualquier otra película, sería abuso infantil. En este, es el triunfo de Kevin.

Cuando era adolescente, Kevin (ahora interpretado por Ezra Miller) comenzó a parecerse cruelmente a su madre en perfil y peinado. Una semilla de demonio. Es cariñoso y afectuoso con su padre, Franklin (John C. Reilly), y tiene una forma de dejar en claro que se trata de una mascarada deliberada diseñada solo para lastimar a Eva. El mismo Franklin vive en un estado de decencia demente, confundiendo a su familia con una vida aceptable. Es positivo, feliz, desconectado; siempre se comporta lo mejor que puede y, al hacerlo, sugiere su profunda ignorancia. Solo la niña, Celia (Ashley Gerasimovich), parece medio normal.

Una primera escena muestra a Eva aparentemente participando en una orgĂ­a en un lago de sangre. Resulta ser una especie de festival anual del tomate italiano, pero la imagen es inquietante. Aparentemente, Eva pensĂł que su juventud iba por el buen camino y le dijo a su niño que gritaba que, francamente, preferirĂ­a estar de regreso en ParĂ­s que cambiarle el pañal. Él no puede entenderla, pero Âżno crees que comprende su disgusto? Aparentemente, incluso antes de comenzar a hablar, Kevin hizo la promesa de castigar a Eva por sus sentimientos.

Deja un comentario

https://www.rogerebert.com/reviews/if-you-dont-i-will-2014

https://www.rogerebert.com/reviews/if-you-dont-i-will-2014

Reseña y resumen de la película Delirium (2018)

Escrito por Andy Cheng y Lisa Clemens a partir de una historia «de» Martin (pongo comillas alrededor de esta palabra porque, dado lo descaradamente que este guión toma prestado de

Reseña y resumen de la película Boiler Room (2000)

No se necesita experiencia en JT Marlin: «No contratamos corredores aquí, entrenamos a nuevos», regaña el ya millonario Jim (Ben Affleck), quien da a los nuevos contratados una conferencia introductoria