Que de Series Peliculas Rese√Īa cinematogr√°fica Fellini Satyricon (1970)

Rese√Īa cinematogr√°fica Fellini Satyricon (1970)

La película está basada en un libro que cuenta versiones degeneradas del mito romano y griego. El Satyricon de Petronio, escrito en la época de Nerón, se ha perdido durante siglos y se ha encontrado en una forma fragmentada, que Fellini utiliza para explicar su propia película fragmentada; el libro y la película terminan en la mitad de la oración. Petronio era un sensualista que celebraba y se burlaba de la decadencia sexual. Fellini también, quien observa que si bien la paga del pecado puede ser la muerte, es un buen trabajo si puedes conseguirlo.

La pel√≠cula se rod√≥ dos a√Īos despu√©s del Verano del amor, se estren√≥ casi al mismo tiempo que el documental ¬ęWoodstock¬Ľ, y conserva el frenes√≠ sexual posterior a la p√≠ldora y anterior al sida de esa √©poca, cuando sin penalizaci√≥n se rod√≥ la pel√≠cula. .sexo brevemente pareci√≥ ser una posibilidad (palabra clave: parec√≠a). Los personajes de la pel√≠cula de Fellini pueden ser quemados vivos, viviscados, ensartados o aplastados, pero no se preocupan por los virus, la culpa o el colapso psicol√≥gico. Como la mayor√≠a de los personajes del mito antiguo, de hecho, no tienen psicolog√≠a; act√ļan seg√ļn su naturaleza, sin introspecci√≥n ni posibilidad de cambio. Est√°n programados por los mitos que los contienen.

La pel√≠cula sigue vagamente los viajes y aventuras de varios personajes, incluidos los estudiantes Encolpio (Martin Potter) y Ascilto (Hiram Keller), mientras compiten por los favores del jinete esclavo Gitone (Max Born). Gitone lo gana Ascilto, que se lo vende al repugnante actor Vernacchio (Fanfulla), cuyas actuaciones incluyen mutilaciones de prisioneros. Fiel a la naturaleza de la pel√≠cula, Gitone no se opone a tal tratamiento y de hecho disfruta de la atenci√≥n en su lugar, pero la historia contin√ļa, presentando una serie de amos y esclavos en momentos de grotesco drama y fantas√≠a. Todo es fantasmagor√≠a, dice Pauline Kael, quien odiaba la pel√≠cula, y escribe, ¬ęaunque de vez en cuando puedes grabar una cara o un escenario o un episodio, porque la mayor√≠a de las veces te sientes como si fueras una c√°mara que sigue a la gente que camina por las paredes ¬ę. Bueno, s√≠ y no. Hay escenas que son parodias completas, como cuando una pareja de patricios libera a sus esclavos y luego se suicida, o cuando los partidarios de un rico muerto se re√ļnen junto al mar para considerar su √ļltimo pedido de comerse su cuerpo. Estos momentos emergen del fresco como deben haber surgido de Petronio, pero a Fellini no le importan los comienzos, los trasfondos y los finales, y quiere que recorramos la pel√≠cula como si se tratara de una galer√≠a en la que un artista prueba variaciones sobre un tema. Este ser√° cada vez m√°s su enfoque en las pel√≠culas que seguir√°n; Frente a esta Roma antigua est√° la ciudad moderna fragmentada en ¬ęFellini Roma¬Ľ, que es una serie de episodios en busca de un destino, y no tiene la estructura de su gran pel√≠cula romana, ¬ęLa Dolce Vita¬Ľ (1960).

¬ŅFunciona ¬ęSatyricon¬Ľ? Depende. Por supuesto, las im√°genes son ricas (la imagen de la pared de Kael no hace justicia a su fertilidad sucia, esperm√°tica y t√°ctil). ¬ŅHay alguien cercano a nuestros corazones mientras vemos la pel√≠cula? Compartimos la alegr√≠a de hacer el amor, y nos conmueven los suicidios patricios, pero no, no nos importan, porque parecen definirse no por su personalidad sino por su programaci√≥n m√≠tica. Como los personajes de la Oda de Keats en una urna griega, est√°n atrapados para siempre en el acto de demostrar su naturaleza, sin pr√≥logo ni resultado.

Deja un comentario

Related Post