Reseña de la película Simon and the Oaks (2012)

En la escuela, conoce a un niño judío alemán llamado Isak (Karl Martin Eriksson), cuyos padres huyeron de los nazis. Su padre, Ruben (Jan Josef Liefers), es dueño de una librería en la ciudad, y Simon mira con asombro todos los libros que ve en su ventana. Cuando un compañero de estudios se burla de Isak por ser judío, Simon acude en su ayuda y le sangra la nariz al matón. Luego Isak lleva a Simon a casa para que conozca a sus padres, que viven en un lujoso apartamento encima de la tienda, lleno de arte y sofisticación.

Tenga estos personajes en mente. Hay más de lo que sospechamos. Poco a poco descubrimos que Karin y Erik no tienen hijos y criaron a Simon después de que él naciera de su tía soltera Inga (Cecilia Nilsson). El padre de Simon era un violinista judío alemán que tuvo un romance con Inga, que fue interrumpido por la guerra. Así que Karin y Erik pueden tener nociones sobre por qué Simon se siente atraído por la música y la vida del espíritu.

Invitan a Isak a vivir con ellos, como refugio del acoso antisemita en la escuela. Sutilmente, las familias se fusionan y está claro que el padre de Isak y la madre de Simon se sienten atraídos el uno por el otro. Erik se da cuenta, pero muestra moderación. Le pagan porque Isak está tan fascinado con la construcción del barco de Erik como Simon con la librería de Ruben. Cada padre tiene un hijo sustituto. Y ambos hijos son objetivos de los nazis.

Se puede predecir que la película avanzará lentamente a través de la guerra y alcanzará su clímax de esa manera, pero no; a diferencia de la mayoría de las películas sobre el Holocausto, ésta sitúa el final de la guerra a mitad de camino y da un salto adelante. A partir de ahora, los dos actores jóvenes son reemplazados por otros mayores; Simon es interpretado por Bill Skarsgard (el hijo de Stellan) e Isak por Karl Linnertorp.

El roble no se olvida, ni las imágenes que el joven Simon imaginó en las formaciones de nubes de arriba. Rubén lleva a Simón a conciertos, que lo transportan, y le entrega al niño un radiofonógrafo, que llena de música la sencilla playa.Las subtramas involucran enfermedad e iniciación sexual.

La película está basada en una novela superventas escandinava de Marianne Fredriksson y llega con 13 nominaciones suecas y dos premios. Es decididamente sentimental y épico, y bastante audaz en la forma en que se desarrolla durante y después del Holocausto, pero no lo define. La verdadera historia es la de dos familias poco convencionales que se ayudan mutuamente en un momento de peligro. Me intrigaba la relación de los dos padres, que llegan a una relajación tácita en beneficio de los dos hijos.

Deja un comentario

Reseña y resumen de la película de Ponette (1997)

No recibe mucha ayuda de su padre. «Mamá está muerta», le dijo después de unos días. «Estaba todo roto. No pudieron arreglarlo». Está preocupado por su propio dolor. Él le

Reseña y resumen de la película Slaughterhouse (2016)

Quizás el dolor de «Abattoir» se magnifica por el concepto decente que está enterrado por el cine incompetente. Jessica Lowndes interpreta a Julia Talben, una periodista inmobiliaria cuya familia es

Una carta a Momo (2014) reseña de la película

Momo Miyaura es la Alicia de esta aventura en el país de las maravillas, una niña de 11 años obligada a mudarse con su madre tras la muerte de su