Reseña y resumen de la película Rampage (1992)

La policĂ­a, enfrentada a la escena del asesinato, lo llama obra de un loco. Unos dĂ­as despuĂ©s, vuelve a atacar, a plena luz del dĂ­a, entrando en una casa y masacrando a una mujer mientras su indefenso hijo observa aterrorizado. Nadie en su sano juicio podrĂ­a hacer un acto como este sin una causa aparente o incluso con una. Y, sin embargo, el hombre, cuyo nombre es Charles Reece, es retratado por Alex McArthur como el tipo de persona que verĂ­as en un partido de fĂștbol o lavando su coche. Ni siquiera hace mucho esfuerzo por escapar al descubrimiento, y usa la misma cazadora para todos sus crĂ­menes.

«Rampage» de William Friedkin se basa, nos asegura la pelĂ­cula, en una historia real. No necesitamos un seguro. El asesinato en serie es el crimen de nuestro tiempo, y quiĂ©n sabe quĂ© confluencia de fuerzas ha llevado a estas extrañas personas mirĂĄndonos desde las portadas de libros de bolsillo reales, su apariencia tan normal como sus crĂ­menes bizarros. Jeffrey Dahmer, dijo un transeĂșnte en la televisiĂłn, parecĂ­a un joven tan agradable.

Friedkin cuenta la historia de su asesino mĂĄs o menos como un procedimiento policial. Nos encontramos con un policĂ­a (Michael Biehn) que rastrea al asesino, luego vemos a Reece capturado por un medio simple: es identificado por un testigo ocular. Acorralado en la gasolinera donde sirve con una sonrisa, Reece salta la valla trasera y huye. El acto de un hombre razonable.

Finalmente, vemos hacia dĂłnde va Friedkin con la historia.

No es tanto una pelĂ­cula de asesinatos como una pelĂ­cula de locura, ya que se aplica al asesinato en los tribunales penales estadounidenses modernos. Friedkin juega con dos mazos y estĂĄ feliz de apilar ambos. Los crĂ­menes de su asesino estĂĄn mĂĄs allĂĄ de nuestra concepciĂłn de posible comportamiento humano, y luego en el tribunal se lo defiende con el argumento de que debe haber estado loco y se le procesĂł con el argumento de que actuĂł razonablemente de muchas otras formas. saludable. La diferencia entre estas dos teorĂ­as es la pena de muerte.

Deja un comentario