Reseña y resumen de la película The Yards (2000)

Leo acude al tĂ­o Frank para buscar trabajo como maquinista. Pero se necesita un aprendizaje y Leo necesita el dinero; su madre tiene una enfermedad cardĂ­aca. EstĂĄ buscando a Willie, quien lidera un equipo para Frank, aplicando mĂșsculo en las yardas. En su primera noche con Willie, todo sale mal. Un maestro de patio muere y Leo golpea a un policĂ­a. El policĂ­a señala a Leo, la Ășnica persona que ha visto. «Yo no matĂ© a nadie», le dijo Leo al tĂ­o Frank. «Entonces, ÂżquiĂ©n lo hizo?» Leo se encoge de hombros de una manera que le permite a Frank entender.

La pelĂ­cula trata sobre cĂłmo todos estos familiares y amigos se enfrentan al apretĂłn de manos de la ley. Si Leo se queda callado, lo acusarĂĄ de asesinato. Si habla, todos caen. ÂżEs culpable el tĂ­o Frank? SĂ­, culpable de tener a un hombre como Willie en su nĂłmina y usarlo con fines ilegales. Pero no culpable de asesinato. Y hay sombras por todas partes; un comandante de la policĂ­a de distrito, que ofreciĂł un soborno para evitar que el policĂ­a testificara, observa que se sabĂ­a que el policĂ­a estaba libre con su batuta, un eufemismo, creemos, para las cosas que no se dijeron.

Mark Wahlberg, como Leo, no aparece como el «héroe» de esta película, pero interpreta al personaje como retraído y triste. Su madre se estå muriendo. Su primera promesa murió en prisión. No tiene educación superior. Las actuaciones que no vemos a menudo en las películas del crimen organizado son conmovedoras; no es imprudente ni terco, sino simplemente desafortunado y se ve obligado a tomar decisiones morales desesperadas.

El elenco ocupa el mismo terreno incierto. Willie es interpretado por Phoenix como un hombre que debe traicionar a Leo o defraudarse. No puede mantener su mente en Erica cuando su mundo se derrumba a su alrededor. Frank se encuentra en un doloroso dilema: Leo es el sobrino de su esposa, no un punk del que puedas cuidar. Cuando los miembros de la familia se reĂșnen, hay grandes silencios que acechan fuera de sus conversaciones, ya que hay muchas cosas que saben y no pueden decir.

«The Yards» no es estimulante como algunas pelĂ­culas de detectives, ni vibrante de energĂ­a como otras. Existe en un ambiente lĂșgubre, elegido por Gray, deliberadamente o no, porque asĂ­ es como se sienten sus propios recuerdos. Cuando se emiten acusaciones por escĂĄndalos polĂ­ticos, los acusados ​​a menudo dicen que solo estaban tratando de trabajar dentro del sistema. AsĂ­ eran. Su otra opciĂłn era encontrar una nueva lĂ­nea de trabajo. El sistema perdura. Si no acepta la recompensa, alguien mĂĄs lo harĂĄ. Gente bastante agradable puede vivir en esa sombra. A veces las cosas salen mal.

Deja un comentario

https://www.rogerebert.com/reviews/a-private-war-2018

https://www.rogerebert.com/reviews/a-private-war-2018

Hermano, ¿puedes ahorrar un centavo? reseña de cine (1975)

El Ășnico mĂ©todo de la pelĂ­cula parece ser la yuxtaposiciĂłn irĂłnica. Si vemos lĂ­neas de pan y luego un nĂșmero de producciĂłn como «Estamos en el dinero», se supone que

Buena reseña de la película y resumen de la película (2000)

Ejemplo de escåndalo: un competidor en una competencia planea hacer girar una porra incendiaria. Mona pinta el palo con pegamento, por lo que la mano de la niña se adhiere